En España, más de un tercio de las caídas sufridas por personas mayores en el último año han tenido lugar en el propio domicilio. Si adecuamos nuestro hogar a sus necesidades, podremos prevenir el riesgo de accidentes domésticos de todo tipo.


El dormitorio, la cocina y el baño son las estancias de la casa en las que hay mayor probabilidad de accidentes domésticos. Por tanto, es una prioridad hacer nuestro hogar más accesible y seguro, adaptándolo a las necesidades de cada persona de la familia, pensando sobre todo en los parientes de edad avanzada. Las ayudas físicas que instalemos en casa y los cambios estructurales que hagamos en ella van a repercutir en la seguridad de toda la familia.

En el baño

  1. Sustituir la bañera por un plato de ducha –preferiblemente integrada en el suelo del baño, sin escalones– es fundamental para las personas con movilidad reducida.

  2. Dentro de la ducha es indispensable instalar agarradera para entrar y salir de ella con seguridad. Junto al inodoro también es útil una agarradera.

  3. Un pequeño asiento plegable ayudará a hacer más cómoda la ducha.

  4. Un pavimento antideslizante nos protegerá frente a resbalones que podrían producirse por el agua en el suelo. La alfombrilla de baño debe ser también antideslizante.

  5. Si el cuarto de baño es utilizado por una persona en una silla de ruedas, habrá que situar el espejo, toalleros y accesorios a la altura adecuada. Para facilitarle el uso del inodoro, pueden instalarse barras de ayuda.

En la cocina

  1. La cocina de gas representa un riesgo contante: su incorrecta utilización o un olvido a la hora de cerrar la llave de paso puede tener consecuencias fatales. Es aconsejable cambiarla por una placa vitrocerámica o de inducción.

  2. Si esto no es posible, se pueden instalar detectores o alarmas que avisen de cualquier escape de gas o de un humo excesivo.

  3. Es importante que los electrodomésticos sean sencillos y fáciles de manejar. También se venden aparatos adaptados para facilitarnos las tareas en la cocina: pelapatatas, abrebotellas o cubiertos especiales.

  4. Todos los útiles de cocina deben guardarse en armarios y cajones de fácil acceso, evitando las baldas más altas.

En el dormitorio

  1. La ropa en los armarios debe estar colocada a mano. Debe evitarse en lo posible guardar prendas y objetos de uso frecuente en los altillos. Para alcanzar mejor las prendas colocadas en perchas, podemos instalar una barra abatible que se baje fácilmente con un tirador.

  2. Es recomendable tener una cama articulada. Las hay individuales y de matrimonio. Se pueden regular en altura con un mando a distancia para facilitar las acciones de levantarse y acostarse, y también se elevan por la parte superior, para comer incorporado o respirar mejor por la noche, y también por la parte inferior, para favorecer la circulación sanguínea en las piernas, algo especialmente importante para las personas encamadas.

Consejos para tu seguridad ¡Practícalos!

  • Ten al alcance de tu mano todos los objetos que usas a diario.

  • Evita tropiezos manteniendo los lugares de paso libres de trastos y fija bien las alfombras al suelo.

  • El suelo, siempre limpio y seco.

  • Enciende la luz al levantarte de la cama y cuando te muevas por la casa.

  • Nunca eches el pestillo cuando cierres las puertas.

  • Pide ayuda cuando la necesites. Algunas tareas necesitan más de dos manos.

  • No dudes en utilizar bastón, muletas o andador en casa si lo necesitas. Te evitará mayores problemas.

  • Ten una lista de teléfonos de emergencia a punto para usarla en caso de necesidad.

  • Y ante todo, actúa con PRECAUCIÓN.

 

TELÉFONO DE ATENCIÓN

902 74 70 70

contacto@clubgentesaludable.com

 


SABER VIVIR COMUNICACIÓN, S.L.

Apdo. Correos 8106

28080 Madrid

El presente sitio web utiliza cookies, propias y de terceros, para la mejora de nuestros servicios y de su experiencia como usuario, así como para ofrecerle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.