El primer caso de difteria en España en 28 años, en un niño no vacunado, nos obliga a recordar una evidencia: que las vacunas son seguras, eficaces… ¡y necesarias!

Con los antibióticos y el agua potable y el jabón, las vacunas han sido el mayor avance de la historia de la humanidad frente a las enfermedades. No es ninguna opinión, sino una evidencia basada en la experiencia y los datos científicos. La OMS estima que las vacunas evitan entre dos y tres millones de muertes cada año en el mundo, y que más de dos millones de personas fallecen cada año por no tener acceso a este tipo de inmunización.

Las vacunas son buenas y necesarias. Y han reducido en todo el mundo la incidencia de enfermedades como la poliomielitis, el sarampión o la varicela. También de la difteria, una dolencia potencialmente mortal de la que en 1941 se daban en España mil casos por cada cien mil habitantes y que se dio por extinguida en 1987 gracias a la vacunación… hasta hace solo unas semanas, cuando se detectó en un niño no vacunado en Olot (Girona).

El menor, de 6 años, presentó los síntomas iniciales el 23 de mayo, pero no fue hasta el 28 cuando ingresó en el hospital de Olot. Las sospechas se confirmaron entonces: era el primer caso de difteria en España en 28 años. «Es preocupante que haya tenido que suceder un hecho tan triste como para ratificar la necesidad de vacunar para mantener la eliminación de enfermedades que, como esta, habían desaparecido y que regresan por la existencia de nichos de población no vacunada», apunta el doctor Amós García Rojas, presidente de la Asociación Española de Vacunología (AEV).

¿Dónde ha estado el fallo?

¿Y por qué ese niño no estaba vacunado? Sencillamente, por la voluntad de sus padres. «La familia está destrozada y se siente engañada», explicó hace unos días el secretario de Salud Pública de la Generalitat, Antoni Mateu. ¿Engañada por quién? Pues por los grupos antivacunas que proliferan en internet e inundan la red «con falacias y mitos que exageran los efectos secundarios de las vacunas, falsean los datos para minimizar su efectividad y esbozan teorías conspirativas de las farmacéuticas y los Gobiernos», explica J. M. Mulet en su libro Medicina sin engaños (Destino, 2015). «Por fortuna, en España prácticamente toda la población está vacunada contra las patologías más comunes. De ahí que su número se haya reducido. Y aunque todos los años se ven fallos vacunales y brotes, estos son mucho más banales en la población vacunada que en la no vacunada», aclara José Ramón Yuste, especialista del área de Infecciosas de la Clínica Universidad de Navarra, que afirma que «nunca se puede bajar la guardia», porque si se impone la no vacunación podríamos volver a la situación de 1941.

Un 5% es la letalidad de la difteria, aunque a veces es superior al diez por ciento, sobre todo entre menores de cinco años y mayores de 40. La mayoría de estos fallecimientos se deben a la inflamación del músculo cardiaco (miocarditis) que provoca el bacilo. diez por ciento, (miocarditis) que provoca el bacilo

¿Qué sabes de…LA DIFTERIA?

Es grave y potencialmente mortal. Y desde hace 28 años no se daba ningún caso en España. Esto es lo que debes saber de ella.

01. ¿Qué es la difteria?

Es una enfermedad respiratoria contagiosa que puede llegar a ser mortal. La provoca una bacteria, el bacilo diftérico (Corynebasterium diphtheriae).

02. ¿Por qué es peligrosa?

La bacteria, además de afectar a las vías respiratorias, también produce una toxina que, al entrar en el torrente sanguíneo, afecta a órganos como los riñones, el cerebro y el corazón (una secuela común que deja es la miocarditis). El sistema nervioso también puede verse afectado y provocar la parálisis temporal al enfermo.

03. ¿Cómo se contagia?

De persona a persona a través de secreciones, principalmente las diminutas gotas de la tos o los estornudos del infectado. Aunque no tengas ningún síntoma, si eres portador de esta bacteria tienes la capacidad de contagiarla.

04. ¿Dónde hay difteria?

En España y el resto de Europa, la difteria es extraordinariamente rara, pero sigue circulando en Rusia y en algunas exrepúblicas soviéticas. En 1943, se dieron un millón de casos de difteria y 50.000 muertes solo en Europa. En 2013, solo fallecieron 3.300 enfermos en todo el mundo.

05. ¿Existe una vacuna?

Sí. El calendario de vacunación español la incluye. Se administra en conjunto con otras, a los 2,4,6 y 15-18 meses. También se incluye en la vacuna de refuerzo de los adolescentes a los 13-14 años.

06. ¿Y es obligatoria?

Aunque la vacunación se inició en 1945, las campañas masivas de vacunación comenzaron en España en 1965. Hoy, la vacuna contra la difteria forma parte del calendario de vacunación de todas las comunidades autónomas. La inmunización frente a la difteria, como frente a cualquier otra enfermedad, se recomienda, pero no es obligatoria. Por eso los padres pueden decidir no vacunar a sus hijos sin que por ello incumplan ninguna norma. Los movimientos antivacunas, que han crecido en los últimos años en Europa y Estados Unidos, están detrás de muchas de las no vacunaciones.

TELÉFONO DE ATENCIÓN

900 818 779

contacto@clubgentesaludable.com

 


SABER VIVIR COMUNICACIÓN, S.L.

Apdo. Correos 8106

28080 Madrid

El presente sitio web utiliza cookies, propias y de terceros, para la mejora de nuestros servicios y de su experiencia como usuario, así como para ofrecerle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.