Nadie se libra de padecerla en alguna ocasión, pero si actúas a tiempo no dejará de ser una molestia pasajera. Con estos remedios naturales es bien sencillo ponerle freno.


Decimos que tenemos diarrea cuando notamos una mayor frecuencia, fluidez y volumen en las deposiciones. Este trastorno incómodo y desagradable –que se confunde con la colitis– viene, en ocasiones, acompañado de dolor abdominal, náuseas y vómitos. Cuando no tiene otras complicaciones, suele ser de corta duración –no más de dos días– y se llama aguda. Si dura varias semanas se trata, entonces, de una diarrea crónica y puede estar relacionada con el síndrome de colon irritable o la enfermedad de Crohn.

La diarrea puede tener distintas causas. En la mayoría de los casos se produce por una intoxicación alimentaria, pero no es raro que la padezcan los niños a causa de infecciones víricas o también , a cualquier edad, como consecuencia de la toma de antibióticos. En la despensa de casa tenemos opciones para preparar remedios muy efectivos para tratarla.

  • Bebe agua y sueros. Lo más importante es rehidratarse. Por eso, beber agua debe ser tu prioridad. Si quieres preparar suero casero solo tienes que añadirle al agua una cucharada pequeña de bicarbonato, el zumo de medio de limón y un pellizco de sal. Es tan efectivo que en muchos casos corta la diarrea en cuestión de horas.

  • Toma tés y tisanas. El té de cáscara de naranja, el de jengibre y la manzanilla alivian los calambres y el dolor abdominal que acompañan a la diarrea.

  • Hierve arroz. Para nutrir el cuerpo durante esos días apuesta por el arroz integral o el blanco hervido, por su alto contenido en almidón y vitamina B. Te ayudará a controlar la cantidad de líquido que pierdes al tiempo que restaura la flora intestinal, lo que favorece la curación. Además, puedes tomar el agua de la cocción, que se utiliza desde hace siglos para detener la diarrea, ya que asienta el vientre, ayuda a la hidratación y es rica en vitaminas y minerales.

  • Añade verduras y carnes. Otros alimentos adecuados son las zanahorias y las patatas hervidas y trituradas en forma de puré. Para añadir proteínas a la dieta, ingiere pescados blancos hervidos o carne de pollo o pavo a la plancha. Si quieres tomar fruta, decántate por el plátano o la manzana asada por su efecto astringente.

 

Alimentos "prohibidos"

Cuando el intestino está inflamado hay que evitar, en la medida de los posible, los alimentos que empeoren el malestar, como las bebidas con cafeína –café y cola–, los alimentos ricos en grasa –fritos, snacks, embutidos–, los que contienen una buena cantidad de fibra –como las frutas cítricas o los cereales integrales– y todo tipo de dulces. 

Ten cuidado...

La deshidratación causada por la diarrea puede ser especialmente grave si la sufren los niños, las personas mayores o aquellas con sistemas inmunodeprimidos.

La diarrea crónica puede estar relacionada con el síndrome del colon irritable o el Crohn.

 

 

TELÉFONO DE ATENCIÓN

900 818 779

contacto@clubgentesaludable.com

 


SABER VIVIR COMUNICACIÓN, S.L.

Apdo. Correos 8106

28080 Madrid

El presente sitio web utiliza cookies, propias y de terceros, para la mejora de nuestros servicios y de su experiencia como usuario, así como para ofrecerle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.