Ilusiónate estas Navidades ¡Disfrútalas al máximo con lo mínimo!

Puede que esta Navidad tenga que ser más austera, pero no le restes ni un ápice de ilusión. Recupera la sencillez y déjate envolver por lo realmente importante de estas fechas.


En cuanto aparece el clásico anuncio de televisión sobre la Navidad, la reacción es inevitable: nuestros corazones se llenan de un sentimiento de cierta nostalgia, mezclado con la alegría de los reencuentros familiares. Sin embargo, este año, la situación o el contexto económico parece que nos lo pone un poco más difícil.

Las Navidades, en muchos hogares, se han convertido en unas fechas de consumo excesivo, olvidando lo que es realmente importante y lo único que ninguna situación económica puede arrebatarte: la sonrisa de las personas que quieres tener a tu lado en estos días tan señalados. Compartir, esa es la acción más importante de la Navidad, pero muchas veces se nos olvida entre tanto mensaje de consumo. En este reportaje queremos compartir algunos consejos para que obtengas lo máximo con lo mínimo. Y no lo olvides, a veces lo mínimo puede llegar a ser un verdadero tesoro.

Alimentación

A medida que se aproxima la navidad podemos ver, día a día, cómo los precios de los alimentos típicos de la época suben y suben, por lo que solemos gastar mucho más dinero del que teníamos pensado. Puede ser frustrante. Para la psicóloga Elena Borges, “lo esencial de la navidad no debe ser la búsqueda del menú perfecto, sino el compartirlo”. Según Borges, las personas que nos quieren y que en estas fechas están con nosotros no esperan un menú de lujo, más bien esperan la ilusión que acompaña a ese menú. 

LA MAGIA PUEDE ESTAR EN COCINAR JUNTOS

El cariño puede ser el ingrediente perfecto para tu menú navideño:

  • Si cocinas con tus hijos, se sentirán protagonistas del gran acontecimiento de la navidad. Ellos disfrutarán de poder participar y tú te contagiarás de la ilusión de los más pequeños.
  • La cocina puede ser un lugar de encuentro de toda la familia en el que todos pueden colaborar.
  • Los mayores pueden ofrecer su experiencia y los más jóvenes un toque innovador.

CUIDADO CON LAS COMPRAS DEL MENÚ...

Si quieres que los alimentos navideños no se coman todo tu presupuesto, te proponemos unos consejos, asesorados por la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU):

  1. Planifica la compra de comida: Es el primer paso si quieres evitar el despilfarro y el consumo excesivo. en esta planificación:
    • Elabora un presupuesto para todo el mes de diciembre.
    • Anota todas las comidas que vas a tener en casa y el número de invitados.
    • Si tienes claros los menús, controlarás mejor los gastos.
    • Las compras en alimentación pueden abaratarse según dónde compres. Puedes buscar en páginas de internet para comparar entre los distintos supermercados.

  2. Compra con antelación y congela: Adelántate a la subida de precios de diciembre. Hay algunos alimentos que puedes comprar antes y guardar en el congelador: pescados, mariscos, carnes, etc. Muchos de estos productos se venden ya congelados

  3. También puedes innovar preparando algún plato que no sea típicamente navideño, con lo cual en tus compras sufrirás menos el alza de precios. Si el menú que tienes pensado lleva alguna carne o pescado que se sale de tu presupuesto, reemplázalo por otro que sea más económico de sabor y textura parecidos.

  4. Los aperitivos serán tus grandes aliados a la hora de ahorrar. Son económicos y un complemento ideal para la cena, ya que te evitan el tener que cocinar distintos platos.

Regalos

Son unos de los principales gastos que generan estas fiestas. Sin embargo, no todo es negativo: este año las empresas jugueteras saben que hay menos recursos que en años anteriores, por lo que los precios serán más bajos comparados con otros años. No obstante, recuerda que puede haber bastante diferencia de precio a la hora de comprar un mismo juguete en una tienda u otra.

NOTA IMPORTANTE PARA LOS REYES MAGOS

Estimadas Majestades: Para ahorraros algún dolor de cabeza que otro, nos atrevemos a asesoraros para vuestras compras: 

  • Aprovechad las distintas ofertas. ¿sabíais que muchos supermercados ofrecen precios especiales estos días? son lo que el resto de los mortales llamamos “chollos”. buscadlos.

  • Comparad los precios entre todas las tiendas de oriente que podáis.

  • Aunque seáis reyes, no debéis dejar las compras para última hora. entre otras razones, porque los precios se elevan considerablemente y porque puede que no encontréis algún juguete muy concreto.

  • Uno de los sectores en los que menos suben los precios es el textil. La ropa puede ser un regalo perfecto y muy práctico.

  • Si compráis a través de Internet podéis ahorrar unos euros.

UN TOQUE DE ORIGINALIDAD 

¿No has pensado que un regalo hecho con tus propias manos se puede convertir en algo muy especial? No pienses que se trata de que este año regales dibujitos, no. Te sorprenderás de lo que se puede hacer con muy poco. ¡Sorpréndete! El objetivo es invertir poco dinero, pero a cambio, dedicarle tiempo.

NIÑOS HIPERREGALADOS

Hoy en día, el consumismo es omnipresente en la vida de todos, incluidos los más pequeños de la casa. Tanto es así que provoca que los niños reciban regalos con desmesura. 

Según señala la psicóloga Elena Borges, esto puede tener un efecto “anestesiante” que los insensibiliza hacia el verdadero valor del regalo, que no es otro que el cariño y la generosidad. Saturar de regalos a los niños (en nombre del cariño) hace que pierdan la perspectiva de valores como el esfuerzo, la voluntad y la generosidad. Tanto regalo por parte de los padres puede ser para suplir algún vacío. “Es fundamental que comprendan que el regalo es un gesto de generosidad más que un tapón de silencios rotos”, señala la psicóloga. los padres deben regalar, pero con moderación y austeridad, y siempre estableciendo prioridades.

OBSEQUIOS MÁS PERSONALES

  • Elaborar un álbum fotográfico decorando un archivador viejo con retales que se tengan en casa, o un mural con fotos utilizando las diferentes tecnologías digitales son ideas sencillas, pero con mucha personalidad.

  • Si te gusta crear con materiales reciclables, convertir un tarro de cristal en un bonito jarrón o reutilizar viejos CD para hacer unos posavasos o un móvil para el cuarto de los niños son ejemplos de manualidades para regalar.

  • Las botellas de plástico también son una gran fuente de creatividad: con ellas se pueden hacer desde lámparas hasta modernos revisteros. O anímate a hacer un original costurero con un cartón de huevos, o unas mariposas decorativas utilizando viejas medias de colores.

Ocio

Puede que te choque esta propuesta, pero puede abrirte un nuevo horizonte. Quizás recuerdes la película que protagonizaron Cameron Díaz y Kate Winslet (protagonista de Titanic) en la película “Vacaciones”. Estas dos actrices, en el filme deciden viajar gastando poco dinero, intercambiando sus casas. imagínate irte de vacaciones en navidad solo pagando el billete de avión. El intercambio de viviendas consiste en un acuerdo entre dos familias para intercambiarse sus casas gratuitamente durante un periodo de tiempo acordado de antemano.

MÁS BARATO AÚN

También podemos hacer salidas especiales sin rascarnos el bolsillo, excursiones cercanas, visitas a los belenes de la ciudad, paseos por el campo, por el parque… Infórmate de las actividades culturales de tu localidad: talleres, cuentacuentos, teatro, música, cine... Son buenas maneras (y asequibles) de disfrutar del tiempo libre en familia en estas fiestas sin caer en las garras de los centros comerciales.

Recuperar la sencillez nos hace reinventarnos y establecer otro modo de vida, reviviendo la ilusión por las pequeñas cosas.

 

 

 

TELÉFONO DE ATENCIÓN

902 74 70 70

contacto@clubgentesaludable.com

 


SABER VIVIR COMUNICACIÓN, S.L.

Apdo. Correos 8106

28080 Madrid

El presente sitio web utiliza cookies, propias y de terceros, para la mejora de nuestros servicios y de su experiencia como usuario, así como para ofrecerle publicidad relacionada con sus preferencias mediante el análisis de sus hábitos de navegación. Si continúa navegando consideramos que acepta su uso.